20 diciembre 2006

FIn de...

Hoy fue el desayuno de la compañía (sí!, desayuno en vez de comida-cena. ¿Pueden creerlo?) y fue en un restaurante que se llama Los Almendros en Polanco, cerca de donde solía estudiar (y que posiblemente vuelva el próximo año para comenzar con lo de mi titulación). Un desayuno con fruta, café, jugo, más cafe, huevos divorciados y pan; rodeado de compañeros que no conocía (los nuevos) y los de PMI en donde estaba, además de los compañeros de acá de Farmacias.
Podría decirse que estuvo entretenido. Rifaron cuatro botellas (NPI de que eran (NPI: Ni Puta Idea)) en su estuche con sacacorchos, y demás utencilios. De premios de consolación se dieron chocolates (y me gané unos, qué misero) y el disque aguinaldo (digo disque porque me tocaron 3500 de cinco meses, el año pasado por la misma cantidad me tocaron 10; tal vez sea por el régimen en el que estoy trabajando (honorarios)). Lo malo de todo esto es que ya tenía pensado que iba a hacer con ello; pagar tarjeta, comprar regalos y comprarme algo para mí. Pero por lo visto la situación en la que me encuentro no es muy ad hoc. En fin, veré que milagros hago con el dinero que me dieron.
Hoy, Dave y sus amigos de ambiente se realizarán la prueba de SIDA para salir de una vez por todas de la duda que los ha estado acosando desde hace un par de semanas (y por la que ando un poco preocupado). Me pone nervioso y preocupado saber que uno de mis mejores amigos pueda estar enfermo por culpa de alguien más. El caso principal, es que lo hecho hecho está y no importando la respuesta que tenga sabe que lo apoyaré, no sólo yo sino todos los que lo conocemos. Espero realmente que sea una buena noticia para él.
En estos días, espero postear la lista de libros y un top five de "lo que se me ocurra". En fin... (mucho pinche en fin, debo de dejar la muletilla... en fin )
Publicar un comentario