18 agosto 2007

Muertos Incómodos (falta lo que falta)

Esta novela escrita a cuatro manos, como mencioné la vez antepasada, salió publicada originalmente en 12 entregas en el periódico La Jornada; me emocioné al saber que Taibo II iba a a escribir una novela y que podría conseguirse gratuitamente en el periódico (por esos tiempos, yo compraba el periódico casi diario, tenía tiempo de sobra para leerlo y hojearlo, ahora ni eso). Sólo tengo el capítulo VII de los XII que son en total. Así pues cuando fui en uno de mis impulsos a comprar libros a la Gandhi y lo vi, no dudé ni un segundo en llevármelo. No me arrepiento.
Muertos Incómodos, es una novela rápida, graciosa y muy muy zapatista. El Sub nos poné en su parte escrita un gran panfleto zapatista, las causas, las luchas, los porqués, etc. que no es malo en ningún sentido, sino que siento (personalmente) que si bien es una novela que sucede en dos partes deja mucho de "así somos los zapatistas" que hasta cierto punto deja que las cosas no fluyan tan rápidamente como quisieramos. Eso sí, muy buena narrativa del "Sup" que si bien te inunda con miles de detalles zapatistas, te termina envolviendo con una narrativa llena de imaginación.
Por su parte Taibo II nos muestra a su personaje Belascoarán Shayne, el detective con el que se dio a conocer como narrador policiaco y tal vez el más conocido de sus personajes.
En si el argumento de la novela es sobre la corrupción en los altos estratos del país y si bien las historias de ambos escritores corren paralelamente, si tienen puntos en común dentro de la historia, una historia ficticia que bien nos pondría a dudar de la misma realidad. Un tal Morales que parece ser un asesino y delator de los 70's parece ser el mismo que ha estado vendiendo las especies animales de la reserva de Montes Azules. Correrá por parte de Elias Contreras de la Comisión de Investigación del Ejercito Zapatista y de Héctor Belascoarán Shayne descubrir a este siniestro personaje Morales, llevándose cada quien una serie de sorpresas de los muertos incómodos
Publicar un comentario