09 julio 2009

Los Minutos Negros

Todo transcurre como siempre en la ciudad de Paracuán, cuando el comandante Taboada manda llamar a Ramón El Macetón Cabrera a su oficina luego de que el Chaneque sale de esta echando pestes y madres. El comandante le confía un caso donde Bernardo Blanco, un periodista, ha sido asesinado con la "corbata Colombiana" (insición en la garganta por la que después se saca la lengua). Así, el Macetón comienza la investigación de la muerte del periodista que ha comenzado a provocar ruido en las altas esferas políticas de Tamaulipas. Comienza con asisitir al sepelio del joven donde encuentra al padre Fritz. Después de observar como el padre Fritz y el obispo discuten "elegantemente", concerta una cita con el primero en su oficina, donde ya en ella, todo transcurre entre hipocrecías y medias tintas. Es ahí donde el padre Fritz le "confía" al Macetón que Bernardo investigaba un caso del pasado, de los 70's con lo que el caso se desvía de los principales sospechosos (los narcos) a lo que el periodista buscaba en ese pasado.
En 1977, Vicente Rangel era detective en Paracuán, cuando un fatídico día contesta un caso que nunca debió ser para él. Se trata del descubrimiento de un cuerpo en una cantina. No queriendo ya que los homicidios y delitos sexuales le tocan a Taboada (el Travolta) va de mala gana a ver el caso. Al llegar descubre el cuerpo de una niña completamente mutilado y en una bolsa de plástico: el espectáculo es aterrador. Vicente Rangel, ex músico de Rigo Tovar y agente por necesidad, se verá envuelto en descubrir quién fue el culpable de esa atrocidad y al parecer de otros casos más...
Los Minutos Negros de Martín Solares es en verdad un libro que es necesario leerse. Una sólida novela negra policiaca al más puro estilo mexicano (sexo, amor, traición, corrupción, sentido del humor sublime y maravilloso, sarcasmo, ironía, personajes históricos envueltos en la historia (el músico Rigo Tovar, el escritor B Traven, y el investigador mexicano Alfonso Quiróz Cuarón) , etc.) que te mete en la trama en un instante y no puedes dejar de leerla hasta que llegas al final. Una excelente novela sin duda.
Publicar un comentario