27 abril 2006

La Semana

La ironicidad de las cosas de esta vida. ¡Qué semana! jejejeje sólo de pensar en ello me cago de la risa de todo lo que ha pasado y está por pasar. Definitivamente hay veces en que suceden cosas que ni squiera te llegan a pasar por la mente. Por ejemplo, ayer mientras leía unas madres de C# y expresiones regulares "chatiaba" con el Nomo, uno de los cuates que hice allá en San Juan y el que, recordaba en uno de estos post, el que se enamoró de su prima. Pues resulta que ahora viene a la capirucha (ahy wey, que retro!!) para hablar con ella. En fin.
Además de eso, por motivos extraños del destino, me encontré a mi ex en el messenger y me platicaba que el wey por el que terminamos le puso el cuerno otra vez. Vuelcos del destino, pensar que me cambió por él porque según yo la había lastimado y él anteriormente le había puesto el cuerno. Tropezó de nuevo y con la misma piedra. Y eso que todos le advirtieron que él era mala persona, y en comparación a lo que él le hizo a lo que pasó conmigo no se compara en lo mínimo. Otra vez, en fin.
Aparte de todo eso, ayer por la mañana después de una serie de pláticas con mi media hermana, se le entregó la parte proporcional que le tocaba del negocio, con lo cual quedó mermado el número de maquinaria. Es deprimente que cuando tu confías en alguien porque tu padre te dijo que ella no haría nada malo, te das cuenta que muchos de los problemas que tienes actualemente son por causa de ella, especialemente el efectivo para continuar.
La semana aún no termina, a ver que otras cosas trae en su cauce. Por lo mientras esperar el domingo a que vaya a la TNT en su quien sabe que edición. Esta convención de AnimeManga es de lo mejor que hay en México, y como siempre, quien sabe que cosas puedan suceder en una de ellas. Por último, en fin.
Publicar un comentario