01 febrero 2005

Un no sé que, que qué sé yo

Generalmente los días más apacibles traen consigo cirta congoja de recuerdos que te obligan a pensar en las cosas que han cambiado tu vida Hoy por ejemplo tengo un "no sé que, que qué sé yo" en el que pensadno en diversas cosas m ehan hecho recordar más aún; como una de esas cadenas que traen consigo un eslabón tras otro y que al final de ella tienen las respuesta a las anteriores.
Es un poco esqueto, pero a situación es la que sigue. Hoy por la mañana mientras recordaba que tenía una cita, recordé que desde hace un par de semanas, he tenido una cita, válgase la rebusnancia, semanalmete. Lo cuál me trajo a la mente que dichas citas de carácter laboral, no han tenido los resultados que cualquiera hubiese esperado, esto a su vez me recordó mi servicio social y a la postre, el afamaod proyecto "ajfafac"... y así podría seguir enumerando cosas hasta aquel día en que Arturo nos trajo unas pequeñas notas de código HTML en la prepa.
Todo recuerdo es consecuencia de acciones pasadas que a su vez son consecuencias de recuerdo pasados que a su vez... y así hasta llegar al principio (o fin, según corresponda) de la cadena.
Lo que cabe mencionar es que con cada eslabón que agreguemos a nuestra cadena de historias, es directamente proporcional a las acciones que realicemos, teniendo así como resultado, nuevas expereincias en todos los sentidos que dejan algunas veces una sensación de nostalgia por un pasado frecuente o un futuro remoto, en otras palabras, "un no sé, que qué sé yo"
Publicar un comentario